jueves, 13 de septiembre de 2018

Voy a Israel

Toledo, 15.09.18

Esta es una carta general como la que mando a mis contactos de vez  en cuando, entre los cuáles estás tú. Te la envío porque creo que te gustará saber cómo estamos y qué es lo que pensamos hacer próximamente si el Eterno lo permite. Si no es de tu agrado, tírala y punto.

Verás, hace unas semanas Elisheba y un servidor llegamos de Israel después de pasar unos 20 días maravillosos con nuestros hijos y nietos a pesar de que Elisabeth se cayera en el aeropuerto y tuvieran que operarla del fémur (gracias a la ayuda del Eterno, a de los los doctores y a la de muchos amigos encantadores que tenemos allí, poco a poco se está recuperando muy bien).

Pues bien, deciros que estamos sacando los billetes para volver a Israel por creer que el Eterno así lo quiere por un montón de razones. Así que, si Él lo permite, Elisheba y un servidor saldremos el 16 de este mes para regresar el 20 de octubre.

Como te puedes imaginar,  tendremos un calendario bien aprietadito. De ahí que necesitemos vuestro apoyo y oraciones Entre otras cosas:

a.  Celebraremos las Fiestas bíblicas Yom Kipur o Expiación y Sucot o Cabañas (Lev. 23; 14:16 y 17),

b. Acompañaremos al grupo que dirigen los  pastores Moisés y Sandra (Barcelona),

c. Estaremos en los cumpleaños de nuestro hijo David (guía turístico y enfermero en Israel) y el de mi cuñada Ría (hermana de Els),

d.  Hablaremos con el director de la Universidad Sefardita en Natanya y con uno de los consejeros del Sr. Natanyahu especializados en lo que se conoce como Aliyá (la vuelta a casa de las 12 tribus y más concrétamente, a los que se conoce como, marranos, cripto-judíos o  anusím  sefarditas).

e. Y ya en octubre (14-17), iré a dos conferencias en las que se me ha pedido dar mi opinión acerca de ese tema.

Lo especial de este viaje es que me llevo a mi querido amigo Israelí (el que es toda una autoridad en la Comunidad Judía Española). Las razones de hacerlo son varias:

1. Hablar con las personas que están encargadas de la Aliyá (las que tienen en sus manos las "llaves" para dejar pasar a tantos miles y miles de judíos que no saben que son judíos o anusím pero "quieren volver a casa". Personas que lo tienen muy difícil a no ser que se conviertan al judaísmo controlado por el sector ultra-ortodoxo).

La idea es buscar otras formas, fomentar y usar la LEY DE RETORNO. Ésa que se aplica a cualquier persona que tenga y presente ascendencia hebrea;

2. Hacer que mi amigo experimente:

a) La emoción que se siente viendo a esa gran multitud de amigos de Israel que ha ido para celebrar las Fiestas y caminar por las calles de Jerusalén vestidos con los trajes tradicilnales llevando banderas en sus manos (como las que llevamos nosotros diciendo entre otras cosas:

-. "Israel, te amamos, no estás sola..." y

-. "Los Anousim Sefarditas están en marcha (Ezequiel 37; Abdías 20,21),

b) Asistir con él y con otros muchos hebreos, al evento al cual acudirá el Sr. Netanyahu para saludar y agradecer a esos amigos incondicionales de Israel que proceden de todas las partes del mundo (incluyendo España).

Amigo, desde hace unos 35 años he trabajado al lado de mi amigo Israelí (más bien hermano, diría un servidor), estando a estas alturas convencido de que Dios lo ha elegido para hacer grandes cosas con él, tal y como hizo en el caso de Pablo/Shaúl (Perdona que no mencione  por asunto de seguridad).

Decirte que está impresionadísimo con el amor y la aceptación recibidos por parte de los creyentes que conoce, cosa que ha despertado en él muchas preguntas positivas y romper un montón de prejuicios negativos (los que Israel ha ido  almacenado en los últimos largos 2.000 años a causa del cristianismo anti-israelí)

Por supuesto, lo llevo a Israel pagándole todos los gastos, cosa que hago con mucho gusto sabiendo que es el representante y parte del canal que el Eterno ha escogido y usado para bendecir al mundo entero en el plano físico y espiritual (incluyéndonos a ti y a mí).

Aprovechando la ocasión y como ya hemos hecho en otras ocasiones,  llevamos una ofrenda para entregar a los que el Señor nos vaya dirigiendo (Rom.15:25-27).

Sí Él te mueve a hacerlo, puedes ingresar en la cuenta bancaria (*)
lo que te ponga en el corazón. Por favor, no te olvides escribir en el asunto "para los santos".

Si quieres hablar o preguntarme algo en particular, llámame y te explico con más detalle (± 34. 659.682031).

Por favor, sigue orando por la paz de Yerushalayim (por todo lo que eso implica mundialmente hablando) e interceder por nosotros también. Cómo te he dicho antes, está visita es muy, muy importante por todo lo que conlleva.

Recibe un fuerte abrazo de los de siempre y que YHVH te siga bendiciendo y utilizando allí donde Él te ha puesto para servirle.

Samuel (Toledo - Toldot/Sefarad)

(*) BBVA:
0182.7513.08.0201517857

IBAN - ES080182.7513.08.0201517857

No hay comentarios:

Publicar un comentario